El mejor mantenimiento para los cubiertos

 

 

Los cubiertos son una pieza fundamental en la mesa, ya que se convierten en las herramientas más utilizadas para poder degustar de las exquisiteces que preparamos. Sin embargo, debemos seguir ciertas pautas para que se mantengan limpios y duren muchos años.

cubiertos

Para empezar, debemos utilizar agua y jabón, pero agua tibia o caliente y un detergente neutro, poco abrasivo y que limpie de forma independiente cada cubierto que se haya utilizado, evitando que se oxiden.

Los cubiertos tienden a mancharse si se dejan en remojo por muchas horas, por lo que se recomienda secarlos de inmediato empleando un paño suave o una servilleta que sea de algodón, encaso se tengan cubiertos de plata lo más indicado será emplear servilletas de algodón.

Otro punto a tener en cuenta es evitar la humedad, por lo que el lugar donde se guarden debe estar seco, lo que también ayudará a evitar la proliferación de bacterias. Lo mejor es colocarlos en gavetas con separadores internos, o en cestas recubiertas con tela.

cubiertos

Para los cubiertos de lujo, ya sean de plata o acero o que tengan alguna piedra preciosa incrustada, lo más adecuado es poner cada uno en su respectivo estuche.

Debemos alejar los cubiertos de roces con piezas que estén desgastadas, situación que ocurre cuando se utilizan esponjas metálicas que originan rayas en estas piezas.

En caso se utilicen cubiertos con mangos de madera, lo mejor será lavarlos a mano, ya que este material suele dañarse con mucha facilidad.

Las manchas que se ocasionen en algunas de estas piezas pueden quitarse al fritarlas con un trozo de corcho o en el mejor de los casos, pueden pulirse con vaselina u otro limpiador especial para metales.

Los cubiertos de plata que tienden a ponerse negros, pueden lavarse en una mezcla de agua caliente y sal; o limpiarlos con un paño mojado en alcohol envuelto cada uno en papel de aluminio.